jump to navigation

El Infierno del Norte April 10, 2011

Posted by roberto in General.
trackback

Hoy se da inicio a la mítica clásica Paris Roubaix.

Esta es una tradicional carrera ciclista francesa conocida también por el título que encabeza esta crónica y por otros tan evocadores como La clásica de las clásicas y La última locura. Nace en 1896, siendo esta la edición número 109, solo se ha suspendido con ocasión de las dos guerras mundiales.

Siendo la extrema dureza una de las características de esta carrera los rostros llenos de barro de los corredores de alguna forma simbolizan esta prueba. Se disputa el segundo domingo de Abril, por lo que la lluvia es habitual, y si no llueve el día de la carrera lo hace los días u horas previos. La gran cantidad de tramos adoquinados (pavés), la tierra y el polvo, llevó a Sean Kelly a afirmar que “una París-Roubaix sin lluvia no es una auténtica París-Roubaix“.

En realidad, el sobrenombre de El infierno del Norte no está relacionado, originalmente con la dureza de la prueba sino con el estado en que el recorrido quedó tras la conclusión de la Primera Guerra Mundial. Entonces, un reportero escribió en su periódico que los corredores habían atravesado “el infierno del norte“.

En palabras de Roberto Coca, comisario jefe de la Paris Roubaix 2011: “Es una carrera de eliminación y lo que manda son las fuerzas del ciclista. El pavés lo que hace es añadir obstáculos y lo fastidiado es cuando sufres una caída o un pinchazo una vez la carrera ya esta lanzada. El que se queda atrás es muy difícil que vuelva a entrar. Con las carreteras estrechas, los coches están lejos. Mientras que en calzadas normales, cuando se produce un incidente se llama al coche, adelanta por la izquierda y en 10 segundos está allí, en Roubaix puede llegar a tardar un minuto y medio. Esta carrera exige fuerza en las piernas y tener suerte. Aquí en Roubaix, hay muchos accidentes que además suelen sufrir los que van al límite porque no estás fino mentalmente y aumentan las posibilidades de caerte.

Muchos son quienes abandonan la carrera, de docientos corredores típicamente solo terminan entre 100 y 120.

La bicicleta en cuanto a los cambios y tecnología es la misma, pero el cuadro es más pesado y más duro para aguantar el adoquinado y las ruedas son más rígidas. Aunque cuanto más ligero sea el cuadro mejor, en Roubaix, se necesita una máquina que aguante el traqueteo y que se averíe menos, con lo que se necesita que sean más robustas.

Fuentes:

  1. http://es.wikipedia.org/wiki/Par%C3%ADs-Roubaix
  2. http://www.elpais.com/articulo/deportes/carrera/exige/fuerza/piernas/suerte/elpepudep/20110409elpepudep_21/Tes
  3. http://www.cyclingtipsblog.com/2011/04/paris-roubaix-preview/#more-18052

Comments»

No comments yet — be the first.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: