jump to navigation

Ruteo autopista San Martín June 6, 2010

Posted by roberto in Salidas en Santiago.
trackback

Santiago de Chile es una ciudad con una topografía que impide una dispersión adecuada de los contaminantes vertidos a la atmósfera. Fundamentalmente los productos de la combustión como gases y partículas. La autoridad lleva a cabo un monitoreo de estos contaminantes y cuando las mediciones sobrepasan cierto nivel se dictan medidas que prohíben ciertas actividades, como la circulación de algunos vehículos, el encendido de estufas a leña y otros.

Hoy amanecimos en condición de “alerta ambiental” y además de las medidas anteriores se “recomienda” abstenerse de realizar ejercicios físicos.

Pero los ciclistas somos una raza de cabeza dura y a pesar de la “recomendación” de la autoridad nos reunimos 16 pedaleros en la ruta san Martín preparados para sufrir y conocer una ligera variante a la ruta habitual. Además, por esos ciclos propios de nuestra existencia, tengo la impresión que hoy estábamos incluso más motivados de lo habitual.

Partimos a las 09:12, algo dispersos en un principio y después de tres kilómetros ya rodábamos a buen ritmo alineados de dos en fondo.

La primera etapa siempre la considero como la llegada a la subida Santa Esmeralda. Esta es una etapa de 17 kilómetros en los que promedié 25,6 km/hr. Para mantenerme en el grupo “abusé” de los piñones 17 y 18 (mi plato es un 50) y registré un promedio de cadencia de 80 rpm.

El grupo se mantuvo relativamente compacto y no hubo escapadas o “palos” dignos de mención.

Llego a la subida, y mi percepción de esfuerzo era alta (iba ahogado), por lo que al iniciarla bajo al plato 34 y también bajo algunos piñones subiendo con el 15 y el 16. La subida es larga, pero yo suelo registrar solo los últimos mil metros, que subí a respetables 22 km/hr de promedio y 77 rpm, nada mal para mis registros previos, y esto se reafirma por el hecho de alcanzar un máximo de 178 ppm (considero mi máximo en 182 ppm) y el promedio fue de 170 ppm. Mi instrumento registra un 4,1% de pendiente promedio.

Nos reagrupamos en la cima y seguimos ruteando agrupados, el grupo sube el ritmo y decido refugiarme en la retaguardia tratando de no descolgarme. Llegamos agrupados al punto de retorno, en el kilómetro 42 de la ruta San Martín y nos devolvemos sin detenernos.

Seguimos agrupados de dos en fondo y en este tramo los punteros suben el ritmo y siento un par de palos que me ahogaron un poco más, pero no me descolgué.

Llegamos a la subida Santa Esmeralda, esta vez en sentido contrario, y al grupo se nos habían unido tres pedaleros más que encontramos en el camino.

Este punto marcaba la novedad de este ruteo, ya que nos desviábamos hacia el oriente, por el camino a las Termas de Colina.

En esta etapa, previa al desvío, registré 35,8 km a un promedio de 32,4 km/hr. La frecuencia cardíaca promedio en mi caso fue de 138 ppm. Lo que es Zona 3 de acuerdo a la escala de umbral aeróbico establecida por Joe Friel y es aproximadamente el 76% de mi frecuencia cardíaca máxima.

El camino hacia Termas de Colina tiene solo los primeros 4 km pavimentados, es un falso plano con una pendiente promedio de 2,9%, sin subidas de consideración y por lo mismo muy “come piernas”, la subo con una relación 34×16 y 34×17, cadencia promedio 71 rpm. Nuevamente mejor que mis registros anteriores para situaciones similares.

Nos reagrupamos en el final del pavimento, tomamos un par de fotos y emprendemos el regreso.

Una vez en la autopista el grupo sube nuevamente el ritmo y nuevamente quedo en la retaguardia, luchando por no descolgarme.

Esta etapa tiene 16 km de longitud, que hicimos a un promedio de velocidad de 42,8 km/hr. Registré promedios de cadencia de 96 rpm y 152 ppm para la frecuencia cardíaca. Este último valor está alrededor de mi umbral aeróbico y es exactamente el rango en el cual se recomienda entrenar para mejorar el rendimiento.

El día muy frío: lo inicié con 5°C y terminé con 19°C.

La distancia de ruteo para el grupo fué 80 km y en lo personal registré 114,7 km.

Un ruteo muy grato pese a los palos y a mi sensación de “ahogo”. Para lo cual mi amigo Manuel Podesta me recomienda trabajar más la capacidad aeróbica durante la semana.

Comments»

1. paola lagos - June 7, 2010

Don Roberto:felicitaciones nuevamente por su cronica de hoy…debe saber que mientras la calidad del aire no mejore, seguiran las molestias que usted menciono anteriormente.Y debo decir que desde que usted nos informa sobre todo el proceso del ruteo del dia domingo mis mañanas de lunes son mas entretenidas..(siga el consejo de su amigo podesta) le sera de mucha ayuda…saludos..( y las fotos?)


Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: